Jesús, ¡QUE FLAMENCOS!

Mi ausencia en este mes no es casualidad, quería dejarle a #ElNiñoDelGlobo su espacio para cavilar y la intención de respirar aire fresco en mi rincón bloguero.
Tras visitar Sevilla estos días atrás y enamorarme de pedacitos de la capital andaluza coincidí por casualidad con el cantaor onubense Jesús Corbacho en el Museo de Baile Flamenco, y al día siguiente lo volvía a escuchar en el homenaje a Carmelilla Montoya. Pasados dos días de eso alguien me decía la maestría de Jesús Carmona al baile y la sorpresa que causó en Sevilla hacía pocos meses, y horas después un aficionado al toque me preguntaba que si había escuchado la guitarra de Jesús Núñez… circunstancias flamencas me hicieron pensar durante mi viaje de vuelta que parte del nuevo flamenco tienen este denominador común: Jesús. Y por suerte mía estos tres artistas los he visto en directo al menos una vez, otros incluso cuatro veces. Os dejo una muestra de cada uno de ellos, para disfrutar de este nombre bíblico que significa “salvación”. ¿Salvarán el flamenco de los malos usos y las nuevas etiquetas que lo desvirtúan?

Jesús Corbacho:
aficionado desde la cuna, nace en Huelva en 1986, su cante recuerda a Caracol y su dicción a veces te activa toda la atención. Forja su carrera en el cante de atrás, acompañando a numerosos artistas del baile como Rafael Campallo, Merche Esmeralda, Milagros Mengíbar, Marco Flores o Rocío Molina. Lo reconocerás por su sello personal en la voz, lo escuchas una vez y lo recuerdas siempre, no tiene más adornos que melodías, caracoleos y a veces, esa voz que tiembla, quien sabe si es frío, dolor o la pasión con la que canta. Tiene un trabajo discográfico llamado “Debajo del Romero”, puedes escuchar un tema aquí.

Jesús Carmona: su historia va en sus botas de trabajo, nació en Barcelona en 1985 y es licenciado en Danza Española y Flamenco por el Instituto del Teatro y la Danza de Barcelona. Ha trabajado con Antonio Canales, Rafael Amargo o El Güito antes de comenzar su andadura en el Ballet Nacional de España del que ha sido bailarín principal. El año pasado ganaba el “Desplante” en el concurso del Cante de las Minas de La Unión y a partir de ahí ha lanzado su carrera como bailaor, dejando el Ballet y montando su propia compañía con la cual ha estrenado su primer trabajo “Cuna Negra & Blanca”. Lo reconocerás por sus talones ligeros y sus giros de remolino imparables cuando comienzan a dar vueltas. A medio camino entre bailarín y bailaor. Puedes ver su baile en este vídeo.

Jesús Núñez (Jesuli): este guitarrista nació en el Puerto de Santa María en 1980. Con residencia en Madrid por motivos de trabajo, la versatilidad de sus manos son su gran baza. Ha acompañado con su instrumento a Sara Baras, Marco Flores, Javier Latorre, Manolo Marín, Pitingo, María Toledo, India Martínez, Rancapino, El Barrio o Israel Paz entre otros muchos. Puedes encontrarlo en vivo en algunos locales y tablaos de la capital española mientras prepara estreno para la época estival con Marco Flores en la Bienal de Málaga. Lo reconocerás por su toque añejo y rancio a veces, sin grandes adornos y con pellizco. Ha hecho de la experiencia sabiduría y tiene un semblante fresco y risueño en las tablas. Puedes escucharlo acompañando a Israel Paz aquí.

Evidentemente hay más “Jesús” en el flamenco actual y en diferentes disciplinas, esto es solo una muestra de lo que se puede encontrar con dos denominadores comunes: su nombre y su magia.

Núñez, Corbacho y Carmona. ¡Jesús!

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s

WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: